Un hecho de violencia registrado durante el fin de semana en el muelle pesquero de Rawson, donde resultó víctima de una agresión en oficial del barco de la flota amarilla ‘Don José Dibona’, provocó que dos entidades sindicales decretaran anoche un cese de actividades por el lapso de 24 horas.

La medida la fundamentan en repudio de la violenta golpiza y en reclamo de mayor seguridad en las instalaciones portuarias que no pongan en riesgo la integridad de las personas.

Un hecho fortuito en la descarga de cajones de langostino del barco en cuestión, habría sido lo que desató una irascible reacción del personal de la estiba que derivó en una ‘patoteada’, con golpiza incluida, al patrón de la embarcación, circunstancia que es ahora materia de investigación por parte de la Prefectura Naval de Rawson.

En este marco, la Delegación Rawson del Centro de Patrones y Oficiales Fluviales de Pesca y Cabotaje Marítimo anunció en la noche del domingo a los armadores y cámaras empresariales del puerto capitalino que «a partir del día de la fecha se ha decidido iniciar un cese de actividades por el término de 24 horas dado que no existen garantías de seguridad en la operatoria portuaria».

Explican que «el segundo patrón del buque pesquero Don José Dibona ha sido víctima de una brutal golpiza al momento de efectuar la descarga, hecho de violencia que ha sucedido en uno de los muelles del Puerto de Rawson, dejando como consecuencia lesiones graves constatadas por el personal médico. Idéntica situación ha sucedido hace aproximadamente 20 días atrás con el capitán del buque Euro II», detallaron desde el gremio al dar cuenta de los motivos que llevan a paralizar el puerto.

Asimismo, sostienen que «estos hechos no representan un incidente aislado, sino que son parte de una serie de actos que se vienen sucediendo sin existir de parte de las autoridades respectivas medida alguna que tenga por objeto garantizar la integridad física de los trabajadores», denunciaron.

«Es muy triste y lamentable tener que llegar a estas acciones», manifestaron desde el Centro de Patrones al tiempo de instar a los empresarios y armadores a gestionar «las medidas necesarias y comunicarse con los entes pertinentes a fines de que la seguridad de la operatoria portuaria nos vuelva a dar las garantías necesarias», recalcaron.

Por su parte, la Asociación Argentina de Capitanes, Pilotos y Patrones de Pesca adhirió al cese de actividades para este lunes. «Ante la gravísima agresión sufrida por el compañero Héctor López Álvarez, Primer Oficial del buque pesquero Don José Dibona, el que fue agredido por más de diez personas que se encontraban realizando las tareas de descarga se ha decidido la paralización de la flota pesquera de Puerto Rawson, en repudio y reclamo por el esclarecimiento de los mismos y la adopción de medidas de seguridad por parte de las autoridades portuarias y de la PNA, que garanticen la seguridad e integridad de los trabajadores», anunciaron.

Finalmente, instaron a que se convoque a una reunión de carácter urgente a las empresas, autoridades portuarias y representantes de organizaciones sindicales de la actividad.

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *